Redacción

La asociación laredana Nunca Jugaras Solo D&R, realizará al Hospital Comarcal de Laredo  la donación de 3000 euros, dinero que viene de los propios recursos de la asociación. Seguro que desde el Hospital Comarcal de Laredo usarán ese dinero para adquirir material sanitario de primera necesidad.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

También ha implantado un servicio gratuito de comidas para acompañantes de enfermos ingresados por un motivo distinto al coronavirus ante el cierre de los establecimientos de hostelería derivado de la declaración del estado de alarma.

El Hospital de Laredo ha puesto en marcha un servicio de videollamada entre pacientes ingresados por la COVID-19 y sus familiares con el objetivo de establecer un canal de comunicación que facilite el contacto y reduzca los efectos del aislamiento prolongado al que deben someterse.

Con esta medida se trata de ofrecer al paciente el apoyo emocional necesario para hacer más llevadera su estancia hospitalaria y humanizar un poco más la atención sanitaria que recibe para contribuir a su recuperación.

Para desarrollar este servicio de videollamada el hospital pondrá a disposición de los pacientes un dispositivo móvil que les permita conectarse con sus familiares.

Además, el Hospital de Laredo también ha implantado un servicio de comida y cena gratuito para los acompañantes de pacientes ingresados por un motivo distinto a la infección por coronavirus, con el fin de hacer más confortable su estancia hospitalaria ante el cierre de los establecimientos de restauración y hostelería derivado de la declaración del estado de alarma.

Con ello, se trata de evitar que los acompañantes de estos pacientes tengan que efectuar incómodos desplazamientos durante el horario de comidas, ya que en muchos casos tienen su domicilio fuera de Laredo o carecen de vehículo.

Desde la Dirección Gerencia se ha destacado y agradecido la colaboración de todos los profesionales del hospital para poner en marcha estas medidas que contribuyen a mejorar la atención de los pacientes ingresados en el centro y de sus familiares.

 

 

Inicialmente estará dotada con 15 camas, ampliable a 30 si fuera necesario, y permitirá descongestionar camas hospitalarias convencionales para futuros ingresos.

El Hospital de Laredo ha creado una nueva área de hospitalización en el espacio que venía ocupando el gimnasio del centro, destinada a pacientes afectados por la COVID-19 que se encuentran en la fase final de su proceso asistencial hospitalario, previo al alta domiciliaria.
 
El objetivo de estas nuevas instalaciones se centra en descongestionar las camas convencionales del hospital para destinarlas a aquellos ingresos que por su sintomatología requieran una mayor intensidad de atención frente al coronavirus.
 
De esta forma, esta nueva área acogerá a pacientes en fase de recuperación que presenten un cuadro clínico que haga viable su alta domiciliaria en un plazo de 24-48 horas.
 
Inicialmente, esta área se ha dotado con 15 camas distribuidas en tres salas, aunque tiene capacidad de albergar hasta 30 camas si fuese necesario.
 
A nivel asistencial, esta área va a estar atendida por personal médico, enfermería, auxiliares de enfermería y celadores del propio Hospital de Laredo.
 
La creación de esta nueva área se enmarca dentro del plan de contingencia que el Hospital de Laredo está desarrollando para hacer frente a la pandemia del coronavirus.
 
Para poder disponer de esta nueva instalación ha sido necesario trasladar el gimnasio del hospital al polideportivo municipal Javier Cortezón, situado a menos de 300 metros del centro.
 

 

Este traslado, que ha contado con la colaboración del Ayuntamiento de Laredo y de la Policía Local, va a permitir continuar con su rehabilitación física a los pacientes que lo requieran.

 

Desde la dirección del ciclo coral Festival Primaveras Musicales Pejinas, organizadas por la Coral  Canta Laredo,que este año celebraría sus 25 años de inicio, hicieron público la decisión de aplazar hasta el año 2021 el ciclo coral.Esta decisión viene marcada por la crisis mundial sanitaria del coronavirus Covid-19.

Este año estaba marcado por ese veinticinco aniversario que tendrá que aplazarse hasta el año que viene.

El Ayuntamiento de Laredo se ha reunido hoy en una Junta de Portavoces telemática, en la cual los diversos grupos políticos del consistorio han compartido información relativa a las actuaciones que se están realizando en el municipio para evitar la propagación del COVID-19. Este primer encuentro mediante videoconferencia ha servido también para comenzar a perfilar las líneas de actuación que sean necesarias conforme avance el estado de alarma y se aprecie el impacto del coronavirus en la economía local.

Inicialmente, los grupos políticos han acordado la celebración de tres Juntas de Portavoces semanales para trabajar en las cuestiones que puedan surgir durante las próximas semanas. Todos los partidos han manifestado la voluntad de cooperar conjuntamente para que las situaciones derivadas de la incidencia del virus entre la población, así como del estado de alarma, sean lo más llevaderas posible para los ciudadanos.

Por otra parte, en principio han acordado que queden suspendidos todos los cobros de tasas e impuestos y la aplicación futura de reducciones o exenciones parciales o totales de los mismos, según el alcance del estado de alarma. A su vez, se está avanzando con toda la celeridad posible el pago a aquellos proveedores que prestan sus servicios al Ayuntamiento de Laredo para que no vean mermada su liquidez económica en estos momentos.

Además, la Junta de Portavoces ha determinado que se declare el luto oficial en recuerdo de las victimas de la pandemia y en señal de solidaridad con sus familiares y seres queridos, hasta la finalización del estado de alarma en España. 

El Hospital de Laredo traslada su gimnasio a la Casa del Deporte situada en el Estadio municipal Javier Cortezón, situado a menos de 300 metros del hospital comarcal.

En el espacio desalojado del gimnasio se creará una zona de hospitalización para pacientes con COVID-19 que se encuentren al final de su proceso asistencial hospitalario, previo al alta domiciliaria.

Esta medida, que ha sido posible gracias a la colaboración del Ayuntamiento de Laredo y de la policía local, va a permitir continuar con su rehabilitación física a los pacientes que lo precisen.​

El consejero de Sanidad ha visitado este espacio de 140 metros cuadrados anexo al bloque de urgencias, el primero que se instala en un centro sanitario cántabro.

El Servicio Cántabro de Salud (SCS) ha habilitado en el Hospital de Laredo un puesto externo de triaje avanzado, el primero abierto en un centro sanitario de la Comunidad Autónoma, para testar a la población que presente síntomas compatibles con el coronavirus.

Para ello, se han instalado en un espacio anexo al bloque de urgencias unos módulos prefabricados con 140 metros cuadrados de superficie total repartidos en 15 boxes, que serán atendidos por un médico, una enfermera y un auxiliar de enfermería de la propia plantilla del centro hospitalario, inicialmente.

El consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez, que hoy ha visitado el nuevo equipamiento antes de su puesta en funcionamiento esta misma tarde, ha explicado que la decisión de colocar este primer puesto de triaje en el Hospital Comarcal de Laredo se debe a la elevada "presión" que sufre el centro por la relación entre su tamaño y la población que tiene asignada.

"Se trata de un puesto de triaje en el que a toda la gente que localizamos y que vemos que tiene sintomatología respiratoria la apartamos del circuito convencional para que no se mezcle con el resto de las personas y no pueda haber transmisión cruzada. Y a la gente que tiene esa sintomatología respiratoria la separamos aquí hasta que identificamos si es COVID positivo o no y, en función de eso, se actúa", ha señalado.

El consejero ha estado acompañado en la visita por la gerente del Hospital de Laredo, Mónica Hernández, que ha destacado que el objetivo de la instalación es "desahogar" las urgencias hospitalarias y atender a posibles enfermos de coronavirus con síntomas leves, si bien se han reservado algunos boxes con oxígeno para pacientes moderados.

Hernández ha especificado que el módulo de triaje tendrá un horario de funcionamiento de 9:00 a 21:00 horas, franja que podría ampliarse, si fuera necesario, en función de las necesidades de cada momento, al igual que la dotación de recursos humanos y sanitarios.

Sobre el procedimiento a seguir, ha apuntado que los pacientes seguirán entrando por urgencias y allí se determinará, en primer lugar, si es COVID o no y, en segundo lugar, qué casos de los que hayan resultado positivos pueden derivarse a este área.

"Evidentemente, si viene un paciente con sospecha de COVID, muy enfermo, fatigado, con requerimiento de soporte respiratorio y demás, no va a entrar en este área, va a ir al área normal COVID dentro de la propia urgencia que hemos habilitado", ha matizado.

La gerente del Hospital de Laredo ha valorado la transformación que ha realizado del centro para optimizar su funcionamiento desde el inicio de la pandemia. Así, las urgencias han modificado su forma de trabajo para evitar mezclar a pacientes infectados por COVID-19 con otro tipo de pacientes, mientras que el hospital de día médico y quirúrgico se ha trasladado a otra zona para poder dedicar ese espacio, con otras 27 camas, a ingresados por coronavirus.

 

Finalmente, se ha mostrado orgullosa de la "respuesta espectacular" de los profesionales sanitarios del hospital, que "están trabajando al máximo y dando lo mejor" para atender a los enfermos y ayudar a superar la situación.

 

La ciudad de Laizhou en China ha ofrecido 10.000 mascarillas para Laredo que llegarán en próximas fechas en un avión fletado desde China por el gobierno de Laizhou.

Recordar que en el año 2013, gobernaba en Laredo el Partido Popular siendo alcalde Ángel Vega, se llegó a un acuerdo para profundizar las relaciones de amistad y comerciales con la ciudad china de Laizhou, una ciudad que roza el millón de habitantes.

Un gesto de amistad y fraternidad en estos tiempos dificiles.

Viernes, 20 Marzo 2020 00:00

Bandera para los barcos de cerco

Debido a la situación de la pandemia mundial del coronavirus Covid-19, se decretó bandera para todos los barcos de cerco y para todas las especies, con la excepción de aquellos pesqueros que todavía tengan cuotas de Caballa, los cuáles podrán seguir faenando, solo para esa especie y hasta la finalización de su cuota.

La duración acordada irá desde el lunes 23 de marzo hasta el lunes 13 de abril de 2020.

 

 

 

Critican que les hayan anulado sus funciones de representación ciudadana y control al  equipo de Gobierno.

 

Los grupos de la Oposición de Laredo -P.P., Hacemos Laredo y Unidos x Laredo- han denunciado la "deriva autoritaria" de la alcaldesa, Charo Losa, quien a través de un Decreto de Alcaldía ha dejado sin efecto las funciones de representación ciudadana que ostentan los ediles de la Corporación. Una medida contra la que han presentado un recurso potestativo de reposición (previo a la interposición en vía contencioso-administrativa de un Recurso Especial de Protección de los Derechos Fundamentales de las Personas) "porque entra en colisión con los derechos fundamentales de representación, y cercena nuestra obligación de controlar la acción de Gobierno".

 

En este sentido, los ediles aceptan que se restrinja la presencia física en las dependencias municipales. "Pero ello debiera llevar implícito la puesta en funcionamiento de otras medidas telemáticas que permitan que podamos llevar a  cabo nuestras funciones". Asimismo, denuncian que desde que fue dictado el decreto "el equipo de Gobierno se ha bunkerizado y nos han eliminado a la hora de adoptar cualquier tipo de medida, que debiera ser consensuada".  "Nos parece un gravísimo error y una irresponsabilidad, porque nosotros siempre vamos a apoyar aquello que resulte de interés para los ciudadanos".

 

Según la Oposición laredana "son tiempos en los que debemos estar todos unidos, donde se deben dejar a un lado las diferencias partidistas, y donde sale a relucir el auténtico valor cívico de todas las personas. Por eso resulta difícil de entender que, ante tales  circunstancias, desde el Equipo de Gobierno hayan optado por una huída hacia adelante, a lo Juan Palomo".

 

Un mal precedente ante el que advierten: "vamos a revisar con minuciosidad cualquiera de las medidas que adopten, y pondremos en conocimiento de los jueces aquellas que supongan una clara vulneración de la legalidad vigente. Es gravísimo que quieran aprovechar el Estado de Alarma para imponer un régimen autoritario en nuestra villa. No lo vamos a permitir", concluyen.

 

Página 1 de 187