Martes, 22 Agosto 2017 00:00

El catedrático de Física y vicerrector de la UC Alberto Ruiz Jimeno impartirá una charla sobre el tema mañana miércoles en Laredo

Escrito por 

El catedrático de Física Atómica, Molecular y Nuclear de la Universidad de Cantabria (UC), Alberto Ruiz Jimeno, ha destacado el “gran interés” que tienen los países desarrollados por los experimentos relacionados con los aceleradores de partículas. “El retorno tecnológico” que surge de la aplicación directa de las tecnologías que se utilizan en estos nuevos proyectos es “muy importante”, aseguró el también vicerrector de Doctorado y Relaciones Institucionales de la UC.

 

La “industria de la ciencia”, una realidad en auge desde hace ya varios años, ha comprendido que “la repercusión en innovación tecnológica es enorme”, señaló. De hecho, “los hospitales están desarrollando diferentes terapias utilizando estos aceleradores. Los desarrollos en aceleradores y grandes detectores de partículas tienen mucho interés desde el punto de vista médico, industrial e incluso artístico, pues de ellos se derivan muchas de las aplicaciones que se utilizan en estos otros campos”, apuntó quién ha destacado como el científico español más citado según el ranking elaborado a partir de los perfiles de Google Scholar.

 

Ruiz Jimeno será el encargado de pronunciar mañana miércoles, 23 de agosto, la conferencia ‘Observando el universo temprano con los aceleradores de partículas’. Será en el Centro Cultural Doctor Velasco de Laredo dentro de las actividades culturales de los Cursos de Verano de la UC. La cita, a las 20.00 horas, es libre y gratuita hasta completar el aforo.

 

El investigador hizo hincapié en que muchos de los desarrollos de lo que se conoce como e-ciencia “están en buena parte derivados de los experimentos a nivel mundial tanto de Física de partículas como de Astrofísica”.

 

Astrofísica y Física de Partículas

 

“Lo que quiero hacer es un poco de historia de los conceptos cosmológicos, de la Cosmología del universo, desde la Prehistoria hasta los tiempos actuales”, explicó el catedrático en relación a la charla que ofrecerá mañana miércoles en Laredo. De este modo, se centrará en “cómo con la Física Cuántica y la Relatividad General se han desarrollado conocimientos teóricos más profundos del universo que han hecho que se comprenda mejor”. 

 

Para ello, hablará de Astrofísica, “que estudia lo muy grande, los confines del universo”, y de Física de Partículas, “que se centra, por el contrario, en lo pequeño, en lo elemental”, dos conceptos vitales para comprender la Cosmología actual.

 

En este sentido, subrayó que gracias a la Astrofísica ahora sabemos que “el universo tuvo un comienzo y que en la actualidad se sigue expandiendo, y que, además, lo hace de forma acelerada”. A través de la radiación cósmica de fondo, “que es la radiación que nos queda del universo cuando tenía 300.000 años, podemos indagar el origen de lo que observamos, los astros, y cómo debió de ser el origen del Universo”, comentó.

 

Por su parte, mediante la Física de partículas, a través de los aceleradores, “simulamos o reproducimos cómo sería el universo cuando tenía un instante de vida y, a partir de ahí, hemos podido conocer cuál es la estructura de la materia, tanto la estable como la que se produce en colisiones violentas y formaba parte de la sopa cósmica primordial del Universo”.

 

De este modo, la ponencia servirá para compartir con los asistentes “qué es lo que se conoce del universo en la actualidad, cuáles son las grandes dudas que aún nos quedan y las previsiones de trabajo que existen”, enumeró el científico.

 

¿Qué conocemos del Universo?

 

“Conocemos bien el 4%, que es lo que llamamos materia ordinaria; sabemos que existe un 26% de la energía del universo que está en forma de materia desconocida, que es lo que conocemos como materia oscura; y el 70% restante está en otra forma completamente distinta que es lo que denominamos energía oscura y es la que hace que el universo no solo se expanda sino que lo haga de forma acelerada”, incidió Ruiz Jimeno. 

 

En este sentido, constató que el principal objetivo de los aceleradores de partículas del futuro, junto con otros experimentos sin aceleradores, es “la detección y observación e incluso producción de materia oscura”. Así, destacó que los principales objetivos inmediatos de los aceleradores de partículas son un estudio más preciso del bosón de Higgs y de los quarks más pesados, así como la búsqueda de materia oscura.

 

Modelos teóricos “hay miles” pero todos ellos cuentan, en general, con unas predicciones experimentales que con el tiempo veremos si se corresponden con la observación que se hará con los aceleradores de partículas o hay que eliminarlos porque son teorías erróneas, comentó el catedrático de la UC.

 

En cuanto a los actuales aceleradores de partículas destacó el LHC de Suiza, al que se ha dotado de más luminosidad para seguir con los experimentos, y habló del Colisionador Lineal Internacional, un proyecto a nivel mundial que de aprobarse se instalaría en Japón.

Visto 214 veces